Madeleine Peyroux - Secular Hymns (2016)

miércoles, 23 de marzo de 2016

Literatura y jazz/ 66 - It Could Happen to You - Luis María Murciano - España


Nadie se extrañaría
de hallar la realidad entre estas cuatro paredes,
en estos labios como el humo,
en esta boca igual a cualquier boca
antes de marchitarse,
donde la noche anónima se despierta sin rostro,
entre copas vacías y sirenas
que serán arrastradas hacia algún horizonte
en el incendio de la madrugada.

Un montón de esqueletos se amontonan
en una pugna incierta. Y en sus manos,
todo es abismo: un macabro baile
que inunda los rincones de misterio y de lujuria
y esparce las cenizas de lo efímero.
No sé si son espejos o criaturas
extraviadas de alguna pesadilla,
si a punto de fundirse las unas con las otras,
de ser tragadas por el oleaje
en un definitivo, turbio golpe de mar,
habrán adivinado mi silencio
-que parece asomarse tras la luz y las sombras
del cigarrillo azul que se consume
y que es el de mi propio corazón-,
o si estarán buscando más allá de la barra
la nieve intacta, el fuego de otro sueño
marchito entre la lluvia y los gemidos,
antes de regresar a la intemperie.
Yo vuelvo a ti sin pronunciar tu nombre,
con los ojos ardientes de recuerdos,
resuelto a abandonar esta prisión
en la que los fantasmas y las ebrias siluetas
de desasidos brazos y de voces heladas
arrojan sus perfiles al vacío.
Y vengo a acomodarme en la neblina
de unos tacones rojos y una negra melena
detrás de una mirada de añil, lenta y profunda,
vagando ya sin sed entre cristales.
Y escucho así el crujido de mi alma,
porque la nada está llena de huesos,
más allá de los fríos reflejos del bourbon
que inundan de nostalgia mi garganta y mis ojos.

Miro el murmullo de la muchedumbre
y sigo el ritmo de este blues herido:
It Could Happen to You,
¿acaso el contrabajo es el mañana
y la trompeta de Chet Baker la noche que me vence?

Espero con paciencia a que la luna
aparezca de pronto e ilumine
este postrer acorde,
y al naúfrago asustado que se abraza a otro cuerpo
tratando de escapar
del tenebroso mar de la derrota.
It Could Happen to You (J. Van Heusen - J. Burke) - Chet Baker, 1958

6 comentarios:

Agostina Alvarez dijo...

Yo vuelvo a ti sin pronunciar tu nombre,
con los ojos ardientes de recuerdos,
Me ha encantadoooo. Amores contrariados, repleto de metáforas, cortazariano. Voy a investigar sobre el escritor. Merci Carlos

Juan Nadie dijo...

Buen poeta, Luis María Murciano. Habrá que investigar un poco, que yo tampoco lo conocía hasta ahora.

carlos perrotti dijo...

Hermosos versos para los sonoros versos de trompeta de Chet Baker, un músico poeta que aprendí a valorar por estos lares. Sentido homenaje de Murciano.

Juan Nadie dijo...

Chet Baker, músico poeta: bien dicho.

Jose Eduardo Tobes dijo...

Sinceramente genial amigo.Eres un maestro en estos menesteres y otros ocultos que unicamente son innatos para ti

Juan Nadie dijo...

Qué barbaridad, muchas gracias, Eduardo, pero te pasas un pelín.