Barbara Mendes - So Many Stars (2017)

viernes, 14 de abril de 2017

Exposición de las xilografías realizadas por Salvador Dalí para la Divina Comedia de Dante en La Casona de Reinosa


El universo de Dante

La Divina Comedia es una de las obras fundamentales de la transición del pensamiento medieval al renacentista. El primer punto que debemos destacar es el carácter alegórico de la composición. Por ejemplo, la presencia del número 3, que simboliza la Santísima Trinidad (3 son los reinos que visita Dante, 3 las fieras que aparecen en la Selva Oscura, 3 los rostros de Lucifer, la estrofa utilizada es el terceto, 3 los protagonistas principales de la obra: Dante que simboliza el pecado; Virgilio, la razón y Beatriz, la fe...)

[...] En la obra, Dante finge hacer un viaje imaginario comenzando su peregrinación por el Infierno, para más tarde atravesar el Purgatorio hasta llegar al Paraíso.

La ilustración de Dalí

Muchos han sido los ilustradores de este poema, entre ellos Botticelli, Miguel Ángel, Gustave Doré, en los últimos tiempos Miquel Barceló. Pero Dalí, a pesar del profundo conocimiento de la obra de Dante, no se limita a ilustrar los versículos sino que, partiendo de ellos, se sumerge en una recreación psicoanalítica de la obra que parte de las teorías freudianas, dejando aflorar libremente su universo personal. Mediante la aplicación del método paranoico-crítico, plasma sus obsesiones y motivos recurrentes, uniendo el impulso surrealista a la aplicación de técnicas y estilos del Renacimiento y el Barroco.

La ilustración de la Divina Comedia fue un encargo hecho a Dalí por el gobierno italiano con motivo del 700 aniversario del nacimiento de Dante. Sin embargo, la polémica suscitada por no ser encargado a un artista italiano abortó el proyecto. Pero Dalí ya había empezado a realizar 100 acuarelas. A pesar de ello y a instancias del papa Pío XII, y con el auspicio de Joseph Foretquien, Dalí abordó la tarea de transferir esas 100 acuarelas originales a 3500 tacos xilográficos, uno por cada color. Para esa labor se utilizaron entre 30 y 40 planchas por cada acuarela.

La técnica xilográfica consiste en que, a partir de la acuarela original, cada color se plasma en una plancha. En el proceso de grabación la superposición de dos colores crea un nuevo color, por lo que los grabadores hubieron de prestar una atención minuciosa a la perfecta superposición de las planchas coloreadas para que aparecise el color dado a los originales. Esta técnica, especialmente difícil y laboriosa, estuvo supervisada en cada uno de sus pasos por el propio Dalí durante los más de 4 años que duró el trabajo. [Del impreso informativo de la exposición]

La exposición

Formada por 67 de los 100 cuadros que constituyen la obra íntegra, ilustra dos de las tres partes en las que se estructura el poema de Dante: Infierno y Paraíso, quedando al margen el Purgatorio. La muestra ha sido cedida por la obra cultural de la Fundación Universitaria Iberoamericana (Funiber), con sede en más de 30 países, y patrocinada por la Universidad Europea del Atlántico, el Año Jubilar Lebaniego 2017 y el Ayuntamiento de Reinosa. Podrá verse en la Sala de Exposiciones de La Casona hasta el 30 de abril. Les aconsejo que no se la pierdan. Para abrir boca, aquí tienen una pequeña selección de esas xilografías, acompañadas de los versos de Dante -traducidos por Ángel Crespo- y la música de Robert W. Smith.


Infierno


guardai in alto, e vidi le sue spalle
vestite già de' raggi del pianeta
che mena drito altrui per ogne calle

al mirar a la cumbre, vi que estaba
vestida de los rayos del planeta
que el buen camino a todos señalaba


Cerbero, fiera crudele e diversa,
con tre gole caninamente latra
sovra la gente che quivi è sommersa.

Cerbero, fiera cruel y diferente,
caninamente ladra con tres voces
por sobre aquella sumergida gente.


Qui vid'i' gente piú ch'altrove troppa,
e d'una parte e d'altra, con grand'urli,
voltando pesi per forza di poppa.

Más almas en tal sitio se congregan
que en los demás, y allí las vi afanarse:
empujan pesos, con el pecho bregan.


Uomini fummo, e or siam fatti sterpi:
ben dovrebb'esser la tua man piú pia,
se state fossimo anime di serpi".

Hombres fuimos y leña estamos siendo;
tu mano debió ser más bondadosa
aun con almas de sierpes contendiendo".


d'innanzi mi si tolse e fe' restarmi.
"Ecco Dite" dicendo, "ed ecco il loco
ove convien che di fortezza t'armi".

se detuvo ante mí, me hizo pararme
y dijo: "Mira a Dite; es el momento
de que tu alma de valor se arme":


Purgatorio


e canterò di quel secondo regno
dove l'umano spirito si purga
e di salire al ciel diventa degno.

y cantaré a la tierra purgadora
del alma humana, que hacia el cielo es vía
de la que se hace de él merecedora.


Da poppa stava il celestial nocchiero,
tal che parea beato per iscripto,
e piú di cento spirti entro sediero.

Estaba a popa el celestial barquero
que el ser beato en sí llevaba inscrito;
cien almas conducía al varadero.


O imaginativa che ne rube
tal volta sí di fuor, ch'om non s'accorge
perché dintorno suonin mille tube,

Oh fantasía que, de cuando en cuando,
arrebatas al hombre de tal suerte
que no oyera mil tubas resonando,


e vidi spirti per la fiamma andando;
per ch'io guardava a loro e a' miei passi
compartendo la vista a quando a quando.

y a sombras vi entre llamas caminando,
y aunque mi andar mis ojos vigilaban,
a ellas los dirigí de cuando en cuando.


Non aspettar mio dir piú né mio cenno:
libero, dritto e sano è tuo arbitrio,
e fallo fora non fare a suo senno:

per ch'io te sovra te corono e mitrio".

Ya mi tutela no andarás buscando:
libre es tu arbitrio, y sana tu persona,
y harás mal no plegándote a su mando,

y por eso te doy mitra y corona".


Paraíso


Nel ciel che piú de la sua luce prende
fu' io, e vidi cose che ridire
né sa né può chi di là sú discende;

Yo al cielo fui que más su luz reviste
y vi lo que, al bajar de aquella cima,
a poder ser contado se resiste;


Folco mi disse quella gente a cui
fu noto il nome mio, e questo cielo
di me s'imprenta, com'io fe' di lui,

Folco se me llamó en aquella esfera
que conoció mi nombre; y este cielo
de mí se sella, como de él yo hiciera,


Già si godeva solo del suo verbo
quello specchio beato, e io gustava
lo mio, temprando col dolce l'acerbo;

Ya se gozaba sólo de su verbo
aquel beato espejo, y yo templaba
en el mío lo dulce con lo acerbo;


tale dal corno che 'n destro si stende
a piè di quella croce corse un astro
de la costellazion che lí resplende;

tal, del cuerno que al lado diestro tiende,
al pie de aquella cruz se corrió un astro
de esa constelación que tanto esplande;


e la mia donna, piena di letizia,
mi disse: "Mira, mira: ecco il barone
per cui là giú si visita Galizia".

la dama mía, y llena de leticia,
me dijo: "Mira, mira: está llegando
el barón por el cual se va a Galicia".


La Divina Comedia - Robert W. Smith

2 comentarios:

carlos perrotti dijo...

Excelso post. Impecablemente reseñado. Ni sabía de este enorme trabajo de Dalí. Los genios siempre sorprenden. Algunas sutiles imágenes, otras inquietantes. Como las composiciones de Robert W. Smith. Ojalá esta exposición sea itinerante por el mundo y recale alguna vez en Buenos Aires. Dalí cada vez más artista total.

Juan Nadie dijo...

La exposición es una auténtica maravilla, imperdonable perdérsela. Lleva varios años circulando por Europa y América, así que seguro que tendrás ocasión de verla en algún momento.
Las xilografías expuestas, como digo en el post, no son todas las que realizó Dalí, faltan las del Purgatorio, pero es igual, son geniales todas ellas.
Cada una lleva grabado en una plaquita un terceto de la Divina Comedia (que a veces no tiene mucho que ver con la pintura, pero estamos hablando de Dalí), el mismo terceto que he puesto debajo de cada reproducción, aunque con distinta traducción. La traducción que figura en las xilografías de Dalí es de Juan de la Pezuela, conde de Cheste (la tengo en casa), una traducción muy siglo XIX, un poco dura y forzada, y a veces incomprensible, de modo que he puesto la versión de Ángel Crespo para la edición del Círculo de Lectores, que también tengo y me gusta mucho más. (una edición bilingüe magnífica con ilustraciones de Miquel Barceló). Además he incluído los tercetos en versión original, que no aparecen en las xilografías de Dalí.
La música de Smith, que me encontré por ahí, creo que se ajusta muy bien al universo dantesco, aunque también me parece como muy americana.