Barbara Mendes - So Many Stars (2017)

martes, 20 de enero de 2015

Poemas - Arnaldo Calveyra - Argentina


El viaje lo trajimos lo mejor que se pudo. De todas las mariposas de alfalfa que nos siguieron desde Mansilla, la última se rezagó en Desvío Clé. Nos acompañamos ese trecho, ella con el volar y yo con la mirada. Venía con las alas de amarillo adiós, y, de tanto agitarse contra el aire, ya no alegraba una mariposa sino que una fuente ardía. Y corrió todavía con las alas de echar el resto: una mirada también ardiendo paralela al no puedo más en el costado de tren que siguió.
La gallina que me diste la compartí con Rosa, ella me dio budín. En tren es casi lo que andar en mancarrón.
Los que tocaban guitarra cuando me despedías vinieron alegres hasta Buenos Aires.
Casi a mediodía entró el guarda con paso de "aquí van a suceder cosas", y hubo que ocultar a cuanta cotorra o pollo vivo inocente de Dios se estaba alimentando.
En el ferry fue tan lindo mirar el agua.
¿Y sabes?, no supe que estaba triste hasta que me pidieron que cantara.
De Cartas para que la alegría, 1959

Palabras a no dudarlo, palabras, no otra cosa. Palabras en lugares, las mismas en diferentes textos, palabras vueltas del revés desde la primera letra. A punto de poema. Halladas en ocasiones, en lindes de un olvido, en manos aún torpes de aprendices de sol y de sombra, ¿poesía qué, cuándo, poesía cómo?
Acentos tales. Palabras que quieren decirnos algo oculto desde siempre por las parcas de los sueños, escondido entre los pliegues.
De Apuntes para una reencarnación, 2000


    El poeta, dramaturgo y novelista argentino Arnaldo Calveyra, gran amigo de Julio Cortázar, falleció en París el 15 de enero de 2015 a los 85 años a consecuencia de un infarto. Descanse.

    Casi desconocido en Argentina hasta hace unos años, era sin embargo muy apreciado en Francia. Todos sus libros los escribió en español, pero fueron publicados primero en francés por la editorial Actes Sud. El Gobierno galo lo condecoró con la Ordre des Arts et des Lettres. Sólo comenzó a editarse en español hace unos 20 años.

    En el poema Canción del marinero inmigrante dejó escrito:

morir será
encender una lámpara
en la casa desconocida.

8 comentarios:

carlos perrotti dijo...

Muy cierto. Absolutamente desconocido para una gran mayoría de los argentinos entre los que me cuento. Me enteré por el diario hace unos días y googleé sobre él y sus poemas. Me gustó su prosa a la que dicen que trataba de desvincular de cualquier influencia. Más bien escribía de a pedazos y luego hacía como un montaje de todo el material que iba juntando y lo reunía alrededor de una idea. Dicen que entre sus características estaba tratar de no tener ninguna característica sobresaliente. Raro. Y le gustaba serlo.

carlos perrotti dijo...

Muy cierto. Absolutamente desconocido para una gran mayoría de los argentinos entre los que me cuento. Me enteré por el diario hace unos días y googleé sobre él y sus poemas. Me gustó su prosa a la que dicen que trataba de desvincular de cualquier influencia. Más bien escribía de a pedazos y luego hacía como un montaje de todo el material que iba juntando y lo reunía alrededor de una idea. Dicen que entre sus características estaba tratar de no tener ninguna característica sobresaliente. Raro. Y le gustaba serlo.

carlos perrotti dijo...

Perdón, cosas de blogger, lo juro.

Juan Nadie dijo...

Seguro, te creo.

La verdad es que yo tampoco lo conocía, me enteré recien por la prensa española, en España se conoce aún menos que en Argentina. Trataremos de saber más sobre él.

marian dijo...

Me han gustado las "Palabras" hasta los "pliegues" (Y eso que no creo en la reencarnación)

Juan Nadie dijo...

No acabo de pillarlo del todo a este poeta, a veces me resulta incoherente. Yo creo que tiene razón Carlos cuando dice que escribía a retazos.

carlos perrotti dijo...

Sí, es raro. Algunas frases me gustan pero luego se dispersa. Además, no corregía, me dice una amiga que a la vez asegura que suena mucho mejor en francés y con otra cohesión. ¿Será eso posible?

Juan Nadie dijo...

Tal vez, pero no lo conozco en francés.