Michel Camilo & Tomatito - Spain Forever (2016)

sábado, 14 de enero de 2017

Fragmentos de El sueño de una noche de verano - William Shakespeare - Reino Unido


ACTO I

ESCENA SEGUNDA

Entran Membrillo el carpintero, Ajuste el ebanista,
Fondón el tejedor, Flauta el remiendafuelles,
Morros el calderero y Hambrón el satre.

MEMBRILLO    ¿Está toda la compañía?
FONDÓN    Más vale que los llames peculiarmente, uno a uno según el escrito.
MEMBRILLO    Aquí está la lista con los nombres de todos los de Atenas a los que se considera aptos para representar la comedia ante el duque y la duquesa en la noche de su boda.
FONDÓN    Amigo Membrillo, primero di de qué trata la obra; después nombra a los cómicos y entonces llega al final.
MEMBRILLO    Pues la obra se llama La dolorosísima comedia y la crudelísima muerte de Píramo y Tisbe.1
FONDÓN    Un gran trabajo, te lo digo yo, y divertido. Ahora, amigo Membrillo, pasa lista a los cómicos. Señores, separaos.
MEMBRILLO    Responded conforme os llame. Fondón el tejedor.
FONDÓN    Presente. Dime mi papel y sigue.
MEMBRILLO    Tú, Fondón, haces de Píramo.
FONDÓN    ¿Quién es Píramo? ¿Un amante o un tirano?
MEMBRILLO    Un amante que se mata galantemente por amor.
FONDÓN    Para hacerlo bien eso exigirá algún llanto. Si es mi papel, que el público se cuide de sus ojos: desencadenaré tempestades, lloraré mi dolor. Todo eso. Aunque lo mío es el tirano. Haría un Hércules espléndido o un papel de bramar y tronar, de estremecerlo todo:

          Las rocas rugientes,
          los golpes rompientes
          destrozan los cierres
          de toda prisión.
          Y el carro de Febo,
          que brilla a lo lejos,
          al destino necio
          trae la destrucción.

¡Qué sublime! - Llama a los otros cómicos. - Es el tono de Hércules, el tono de un tirano. Un amante es más doliente.
MEMBRILLO    Flauta el remiendafuelles.
FLAUTA    Presente, Membrillo.
MEMBRILLO    Flauta, tú tienes que hacer de Tisbe.
FLAUTA    ¿Quién es Tisbe? ¿Un caballero andante?
MEMBRILLO    Es la amada de Píramo.
FLAUTA    Oye, no. No me deis un papel de mujer: me está saliendo la barba.2
MEMBRILLO    No importa. Puedes hacerlo con máscara y hablar con voz fina.
FONDÓN    Si puedo taparme la cara, déjame hacer de Tisbe a mí también. Pondré una voz finísima: "Tizne, Tizne". "¡Ah, Píramo, amado mío! ¡Querida Tisbe, amada mía!"
MEMBRILLO    No, no. Tú haces de Píramo; y tú, de Tisbe, Flauta.
FONDÓN    Bueno, sigue.
MEMBRILLO    Hambrón el sastre.
HAMBRÓN    Presente, Membrillo.
MEMBRILLO    Hambrón, tú tienes que hacer de madre de Tisbe. - Morros el calderero.
MORROS    Presente, Membrillo.
MEMBRILLO    Tú, de padre de Píramo. Yo, de padre de Tisbe. - Ajuste el ebanista. Tú, el papel del león. - Espero que sea un buen reparto.
AJUSTE    ¿Tienes escrito el papel del león? Si lo tienes, haz el favor de dármelo, que yo aprendo despacio.
MEMBRILLO    Puedes improvisarlo: sólo hay que rugir.
FONDÓN    Déjame hacer de león a mí también. Rugiré de tal modo que levantaré el ánimo a cualquiera. Rugiré de tal modo que el duque dirá: "¡Que vuelva a rugir, que vuelva a rugir!".
MEMBRILLO    Si te pones tan tremendo asustarás a la duquesa y a las damas, y harás que griten. Sólo por eso nos ahorcarían a todos.
TODOS    A todos, a cada hijo de vecino.
FONDÓN    Amigos, si asustáis de muerte a las damas, seguro que no les quedará más respectiva que ahorcarnos. Pero yo voy a agraviar la voz y os rugiré más suave que un pichón. Os rugiré como un ruiseñor.
MEMBRILLO    Tú no harás más que de Píramo, que Píramo es bien parecido y tan apuesto como el que más en día de primavera. Muy guapo y todo un caballero. Así que tienes que hacer de Píramo.
FONDÓN    Bueno, pues me encargo de él. ¿Qué barba es mejor para el papel?
MEMBRILLO    La que tú quieras.
FONDÓN    Actuaré con barba de color paja, con barba cobriza, con barba carmesí o con barba dorada como una corona de oro francesa.
MEMBRILLO    Algunas coronas francesas ya no tienen pelo,3 así que tendrás que actuar afeitado. - Bueno, amigos, aquí tenéis los papeles. Os ruego, suplico y ordeno que os los aprendáis para mañana noche y que os reunáis conmigo en el bosque de palacio, a una milla de Atenas, a la luz de la luna. Allí ensayaremos, que, si nos juntamos en la ciudad, la gente nos asediará y sabrá lo que tramamos. Mientras, haré una lista de los accesorios que requiere la comedia. Os lo ruego, no faltéis.
FONDÓN    Nos reuniremos y podremos ensayar con todo libertinaje y sin temor. ¡Trabajad duro y sin fallos! ¡Adiós!
MEMBRILLO    Nos vemos junto al roble del duque.
FONDÓN    Conforme. El que falte, se la carga.

Salen.



ACTO II

ESCENA PRIMERA

Entra un Hada por una puerta y Robín el bueno
por la otra.4

ROBÍN    ¿Qué hay, espíritu? ¿Dónde te encaminas?

HADA    Por valle y collado,
por soto y brezal,
por parque y cercado,
por fuego y por mar.
Por doquier me muevo presta,
como la luna en su esfera.5
A mi Hada Reina sirvo
y en la hierba formo círculos.6
Sus guardianas son las prímulas:
sus mantos dorados brillan
de rubíes, don de hadas;
vive en ellos su fragancia.
Traeré gotas de rocío, por prenderlas
en la oreja de estas flores como perlas.
Adiós, espíritu burdo; ya te dejo.
Nuestra reina se aproxima con sus elfos.

ROBÍN    Esta noche el rey aquí tiene fiesta;
procura que no se encuentre a la reina:
Oberón está cegado de ira,
porque ella ha robado a un rey de la India
un hermoso niño que será su paje;
jamás había robado niño semejante.7
Oberón, celoso, quiere la criatura
para su cortejo, aquí, en la espesura.
Mas ella a su lindo amado retiene,
lo adorna de flores, lo hace su deleite.
Y ya no se ven en prado o floresta,
junto a clara fuente, bajo las estrellas,
sin armar tal riña que los elfos corren
y en copas de bellotas todos se esconden.

HADA    Si yo no confundo tu forma y aspecto,
tú eres el espíritu bribón y travieso
que llaman Robín. ¿No eres tú, quizá?
¿Tú no asustas a las mozas del lugar,
trasteas molinillos, la leche desnatas,
haces que no saquen manteca en las casas
o que la cerveza no levante espuma,
se pierda el viajero de noche, y te burlas?
A los que te llaman "el trasgo" y "buen duende"
te agrada ayudarles, y ahí tienen suerte.
¿No eres el que digo?

ROBÍN    Muy bien me conoces:
yo soy ese alegre andarín de la noche.
Divierto a Oberón, que ríe de gozo
si burlo a un caballo potente y brioso
relinchando a modo de joven potrilla.
Acecho en el vaso de vieja cuentista
en forma y aspecto de manzana asada;
asomo ante el labio y, por la papada,
cuando va a beber, vierto la cerveza.
Al contar sus cuentos, esta pobre vieja
a veces me toma por un taburete:
le esquivo el trasero, al suelo se viene,
grita "¡Qué culada!", y tose sin fin.
Toda la compaña se echa a reír,
crece el regocijo, estornudan, juran
que un día tan gracioso no han vivido nunca.
Pero aparta, hada: Oberón se acerca.

[...]
Traducción y notas de Ángel-Luis Pujante 
William Shakespeare
El sueño de una noche de verano en PDF

1 Pareja protagonista de una trágica historia de amor de la mitología griega. Píramo y Tisbe se amaban contra la voluntad de sus padres y, tras concertar una cita secreta, Píramo se suicidó creyendo que un león había devorado a su amada.
2 En el teatro isabelino no había actrices, y los papeles femeninos los representaban muchachos a los que no se les había mudado la voz (ni tenían barba).
3 Probablemente alusión a la calvicie causada por la sífilis (el mal francés).
4 Referencia a las puertas situadas a ambos lados del fondo del escenario isabelino.
5 Según la astronomía tolemaica, cada planeta o cuerpo celeste giraba alrededor de la Tierra llevado en una esfera envolvente de la que era inseparable.
6 Se creía que un círculo de hierba más oscura y espesa en medio de un pradera era obra de las hadas y que estas bailaban sobre él.
7 Se creía que las hadas robaban criaturas.

Una de las primeras obras "maduras" de Meldelssohn es la Obertura para El sueño de una noche de verano de William Shakespeare que compuso a la edad de 17 años. Más adelante, al cumplir los 33, Federico Guillermo IV, rey de Prusia, le encargó la composición de la música para la totalidad de la obra. La Obertura fue estrenada en Stettin (hoy Szczecin) por la orquesta local de la Corte el 20 de febrero de 1827. El resto de la música incidental se interpretó -junto con la obra de Shakespeare- en el Nuevo Palacio de Potsdam el 14 de octubre de 1843, con el propio Mendelssohn a la batuta, alcanzando un extraordinario éxito.

Ofrecemos aquí cuatro piezas de esta música incidental, entre ellas la espléndida Obertura y la famosísima Marcha Nupcial, que los organistas de medio mundo suelen masacrar alegre y concienzudamente en las bodas.

El sueño de una noche de verano (Selección) - Félix Mendelssohn Bartholdy
Orquesta Sinfónica de la Radio de Baviera
Rafael Kubelik

3 comentarios:

carlos perrotti dijo...

Insuperable musicalidad (sólo empatada por muy pocos) la de Shakespeare. No descubro nada.

Y mucho humor: " No me deis el papel de mujer: me está saliendo la barba..." "Algunas coronas francesas ya no tienen pelo..."

E infaltable poesia:
"Traeré gotas de rocío, por prenderlas
en la oreja de estas flores como perlas..."

Escritor total se llama, no?

Y de paso me lo bajo en pdf para completarlo. Como sueles decir, Juan: cómo se amontona todo lo que nos falta!


Juan Nadie dijo...

Exacto, escritor total, el amigo Shakespeare. Un tipo que lo dejó todo dicho sobre todo tipo de cuestiones. Algo que también podría decirse de su contemporáneo Cervantes, pero ahora estamos hablando de Shakespeare.

Genial y trascendente en sus tragedias, pero no menos genial en las comedias, románticas o no: "Las alegres comadres de Windsor", esta misma..., donde hace gala de un humor inmejorable.

El PDF que he enlazado tiene unos cuantos errores en la edición, pero he querido poner esta versión (hay muchas) porque la traducción es la misma que la de los fragmentos que aparecen en este post, y me parece (sin conocer demasiado el idioma inglés) que debe ser una buena traducción.

¿Y qué me dices de la música de Mendelssohn? Particularmente me gusta, además de la Obertura, el Scherzo. Escúchale. Es que casi se pueden ver a esos pequeños "seres de la noche" correteando por ahí y haciendo de las suyas.

carlos perrotti dijo...

Mendelssohn me seda, me predispone y me ambienta la lectura (no sé si es claro decirlo así) en esta noche de verano en la que ciertamente se ven esas hadas y elfos... Ignorante como soy de lo clásico, igualmente digo, el Notturno no se queda atrás.