Alma - Oeo (2017)

sábado, 9 de agosto de 2014

El Romancero/ 7 - Romance de Catalina - Anónimo - España


ROMANCE DE CATALINA
(ROMANCES NOVELESCOS)

    Yo me adamé una amiga      dentro en mi corazón;
Catalina había por nombre,      no la puedo olvidar, no.
Rogóme que la llevase      a las tierras de Aragón.
-Catalina, sois mochacha,      no podréis caminar, no.
-Tanto andaré, el caballero,      tanto andaré como vos;
si lo dejáis por dineros,      llevaré para los dos,
ducados para Castilla,      florines para Aragón.-
Ellos en aquesto estando,      la justicia que llegó.

13 comentarios:

Gatopardo dijo...

Me gusta la imagen tanto o más que el poema.

Juan Nadie dijo...

No sé quién es el autor (a lo mejor Marian nos lo dice), pero sí, la imagen es buena.

"Ellos en aquesto estando, la justicia que llegó". Cómo es la justicia, ya les vale.

marian dijo...

Ni falta que hace:) Para una cosa que es del pueblo (sin demagogias)...
Lo que sí sé (igual hasta lo leí en tu blog) es que "Adamar" significaba en los romances "Amar".

marian dijo...

A ver si llega la justicia también para los que se llevan los florines de la Corona de Aragón a otros lugares, al parecer, con más encanto.

Gatopardo dijo...

No te olvides de los ducados de Castilla...

carlos perrotti dijo...

Qué belleza de palabra adamar!!!

Juan Nadie dijo...

Una bella palabra, sí

Juan Nadie dijo...

Va llegando, va llegando, veremos en qué acaba.

Juan Nadie dijo...

De todas formas, con respecto a la imagen, ha de ser de algún autor actual, porque estoy seguro de que no es antigua, sino de ahora mismo.

carlos perrotti dijo...

Tiene algo del naif actual...

Gatopardo dijo...

Diseño gráfico gráfico del bueno.

marian dijo...

Me refería a la autoría del romance. En la imagen no me había fijado, lo único que he encontrado es que parece ser la portada de una recopilación de "Romances de Zamora" Sí puede ser actual, no por la composición, pero sí por las caras.

Juan Nadie dijo...

Es seguro que es actual y es la portada de una edición del Romancero de Zamora, que por cierto tiene poco que ver con el romance de Catalina, pero me gustó la imagen. Un tipo de ilustración que se lleva mucho ahora, un diseño aparentemente naif que remeda las ilustraciones medievales.