Barbara Mendes - So Many Stars (2017)

miércoles, 31 de marzo de 2010

Fábulas/ 13 - El Mono piensa en ese tema - Augusto Monterroso - Guatemala

Escritor
¿Por qué será tan atractivo -pensaba el Mono en otra ocasión, cuando le dio por la literatura- y al mismo tiempo como tan sin gracia ese tema del escritor que no escribe, o el del que se pasa la vida preparándose para producir una obra maestra y poco a poco va convirtiéndose en mero lector mecánico de libros cada vez más importantes pero que en realidad no le interesan, o el socorrido (el más universal) del que cuando ha perfeccionado un estilo se encuentra con que no tiene nada que decir, o el del que entre más inteligente es, menos escribe, en tanto que a su alrededor otros quizá no tan inteligentes como él y a quienes él conoce y desprecia un poco publican obras que todo el mundo comenta y que en efecto a veces son hasta buenas, o el del que en alguna forma ha logrado fama de inteligente y se tortura pensando que sus amigos esperan de él que escriba algo, y lo hace, con el único resultado de que sus amigos empiezan a sospechar de su inteligencia y de vez en cuando se suicida, o el del tonto que se cree inteligente y escribe cosas tan inteligentes qie los inteligentes se admiran, o el del que ni es inteligente ni tonto ni escribe ni nadie conoce ni existe ni nada?

5 comentarios:

Anderea dijo...

Es un texto muy interesante, una pregunta muy larga, un relato muy corto y un mini-ensayo de mucha enjundia. Cuánto piensa el Mono. Para cuánto da lo de escribir o no con todas sus variantes.

Quizá sea "bueno" que, si uno tiene ganas de escribir, escriba. Y ya está. Luego, uno mismo u otras personas dirán, pensarán...

Juan Nadie dijo...

Y aunque los demás no digan nada, no es necesario. Escribiendo siempre se aprende algo.

Logan y Lory dijo...

Asi es... siempre se aprende algo o mucho.

Inteligente texto, nos parece éste.

Un abrazo.

Andsha dijo...

Al leer esto vino una parte de un libro que dice algo como que no es posible llegar a los demás, a su alma, si antes no te ha salido de ella... qué necesidad hay de palabras complicadas cuando lo que hay es tan barroco que se hace una bola en la boca, intragable?

Quién va a hablar... hahaha!

"La tonta que se cree inteligente" sigue merodeando por su blog. Un saludo!

Juan Nadie dijo...

Encantado de que siga merodeando por aquí, gracias.
Un saludo.