Silvia Pérez Cruz

domingo, 19 de diciembre de 2010

A veces, por las venas de las cosas - Juan Bautista Beltrán - España

La zarza de Horeb - Marc ChagallA veces , por las venas de las cosas
sube una luz azul, cual de presencia,
que las enciende misteriosamente
con halo de atracción que sólo eleva:
y es la rosa y el trino, y es el árbol
en flor o despojado, y es la espuma
en placidez de arena o rota en roca,
y los ojos dolientes de este niño
que hallamos por la calle; y es un gesto
generoso de amigo; y son las piedras
de las casas que vemos cada día;
y es el jazmín del pie de la palmera
del parque familiar; y son las voces
que cada día oímos; y es la noche
constelada y serena, y la mañana
cerrada en frío que no puede abrirse;
y hasta el grosor de lluvia y de la niebla:
todo es fosforescente y de milagro.
Todo encendido misteriosamente
por esta luz azul, cual de presencia,
que sube por las venas de las cosas,
lo mismo que si el mundo, todo, fuera
una zarza de Horeb que ardiera dentro…

Juan Bautista Beltrán

5 comentarios:

Anderea dijo...

¿Juan Bautista Bertrán?

http://www.nidodepoesia.com/entiaveces.htm

Anderea dijo...

Me recuerda a esto:

http://anderea2157.blogspot.com/search/label/avatar

A esto:

http://www.fourmilab.ch/cgi-bin/uncgi/Earth/action?opt=-m

A esto:

http://es.wikipedia.org/wiki/Selene

Y, finalmente, a esto:

http://www.moonconnection.com/moon-december-2010.phtml

Dentro de muy poco, será luna llena. Y si la luz del sol es dorada, la de la luna es azul/plata.

Sea como fuere, el "fragmento" es bellísimo. Muy evocador y sugerente.

Juan Nadie dijo...

¡Qué curioso! En realidad Juan Bautista Bertrán no tiene nada que ver con Juan Bautista Beltrán. De hecho, creo que Bertrán se ha apropiado del poema de Beltrán, que por lo que he podido ver era un exiliado español en México.
A los demás enlaces no les veo la relación, la verdad.

Es que el poema pasa por ser un poema religioso, quizá en su sentido más profundo, de "religare".

Anderea dijo...

"Todo encendido misteriosamente
por esta luz azul, cual de presencia,
que sube por las venas de las cosas,
lo mismo que si el mundo, todo, fuera
una zarza de Horeb que ardiera dentro…"

1. Quizá no has visto Avatar. Es precisamente "religare", en el origen etimológico que le atribuye Lactancio, al parecer.
"Religare" pero sin la relación con Dios. La vida que une a todos los seres. El latido de la vida.

2 y ss. Quizá la ilustración me ha hecho pensar en la noche y la luz de la luna. Y la Zarza de Horeb, me ha llevado a su interpretación gnóstica y de nuevo he encontrado el latido de la vida, la vida que corre por "las venas" de todo aquello que existe...

Quizá demasiado complejo si no se intuye... o si yo, que de gnosis no sé nada, no acierto a explicarlo. O quizá, sin más, demasiado extraño.

De cualquier modo, repito, es un poema bellísimo.

No he encontrado a Juan Bautista Beltrán, y como en el mismo blog he visto el precioso poema de Celaya que se publicó aquí hace poco, pensé que ambos dos poemas estaban tomados de la misma fuente. Por cierto, muy entrañable la entrevista a Amparo Gastón (la compañera de Celaya) a la que se accedía desde el enlace de su entrada.

Enhorabuena y gracias por este extraordinario blog.

Juan Nadie dijo...

No, no he visto Avatar, no sé si la veré, no es el tipo de cine que me guste, aunque no le quite méritos.

Los poemas de Celaya y de Beltrán no los tomé de la misma fuente, ni por el mismo motivo, por eso me ha sorprendido la coincidencia. A veces hay coincidencias curiosas, pero yo suelo guiarme en estos temas por la intuición. El poema de Celaya es que lo tengo en casa y el de Beltrán (tipo misterioso del que sólo he conseguido saber que era un exiliado en México, y aun de esto no estoy seguro) me lo encontré el otro día por ahí... ¿buscando qué?... No recuerdo...